Como ser profesor de español en el extranjero

Suele decirse que la palabra crisis es sinónimo de oportunidad. Y es que ante las dificultades que presenta actualmente el mercado laboral español y los cambios que estamos viviendo, es importante estar abierto a diferentes posibilidades profesionales que puedan abrirnos nuevos caminos en nuestra carrera. Una de las formaciones con más salida en la actualidad es la de ser profesor de español en el extranjero. Además de ser una profesión muy gratificante y amena, ya que nos brinda la posibilidad de cruzar nuestras fronteras y vivir en un país diferente, conociendo otra cultura y aprendiendo otro idioma mientras enseñamos el nuestro.

De hecho, si hay algo que un español pueda aportar a un país extranjero es el idioma. Y es que con 500 millones de hispanohablantes en todo el mundo, el español se ha convertido en el idioma de moda. Una cifra que se espera que aumente en 200 millones más en los próximos 15 años, lo que equivaldría a un 7,5% de la población mundial.

Por este motivo, son muchas las personas de otros países que han comenzado a aprender español, por lo que la demanda de profesores de español no para de crecer sobre todo en países asiáticos como China y Japón y en otros como Estados Unidos o Brasil. Además de países europeos como Reino Unido, Francia, Alemania, Italia, Grecia y Suecia. Es más, en algunos de estos países les resulta imposible cubrir la demanda de formación existente por falta de profesionales cualificados que hablen el español como lengua nativa por lo que incluso recurren a profesores del propio país que hablan español. Una oportunidad que no puedes desaprovechar.

Como ser profesor de español en el extranjero

Eso sí, aunque mucho piensan que para ser profesor de español en el extranjero solamente es necesario ser nativo y tener habilidades sociales, debes saber que para ello es necesario contar con la formación adecuada, tener un buen conocimiento del español, además de otras habilidades docentes como saber adaptarse al país donde se impartirán las clases. Es cierto que se puede ser profesor de español en el extranjero sin un título, pero las posibilidades de encontrar trabajo serán mucho más limitadas.

¿Qué formación necesito para ser profesor de español en el extranjero?

Actualmente no existe ninguna titulación específica y oficial para ser profesor de español para extranjeros, pero hay títulos que abren las puertas a esta posibilidad. Estamos hablando de los Diplomas de Español como Lengua Extranjera (DELE). Estos diplomas cuentan con reconocimiento a nivel internacional y gozan de un gran prestigio, no solamente entre las organizaciones y autoridades educativas públicas y privadas, sino también en el mundo empresarial y entre cámaras de comercio. La formación idónea para facilitar la promoción laboral y el acceso a la educación tanto en España como en el resto de países donde se llevan a cabo las pruebas.

En Salminter contamos con cursos intensivos de español para la preparación de este examen, tanto mensuales como quincenales que se imparten en grupos reducidos y que van desde el nivel A1 hasta el C2. A lo largo de este curso podrás adquirir los conocimientos necesarios para superar con éxito los exámenes que realiza el Instituto Cervantes a lo largo del año.

 

5 Consejos para buscar trabajo como profesor en Inglaterra

Muchos españoles eligen Inglaterra como país de destino por el hecho de estar más familiarizados con el inglés. Y es que evidentemente es necesario saber desenvolverse en el idioma tanto para poder vivir en el país como para poder encontrar trabajo y comunicarse con la empresa. Por eso, en Salminter hoy te traemos algunos consejos para que la búsqueda de empleo como profesor de español en Inglaterra te resulte más fácil.

  1. Olvídate de las ideas preconcebidas: lo primero que debes hacer es cambiar tu forma de pensar y no considerar la reconversión en profesor de español como una derrota. Puede que hayamos pasado muchos años estudiando otra cosa, pero nunca es tarde para reciclarse y cambiar el rumbo si se hace con cabeza. Y más cuando estamos hablando de una profesión con tantas oportunidades laborales. En Reino Unido cambiar de profesión no es visto como un fracaso, sino como otra etapa de la vida, una nueva experiencia.
  2. Saber inglés: tener un B1 o un B2 no garantiza que seamos capaces de mantener una conversación fluida. Para encontrar trabajo es necesario saber desenvolverse bien. Piensa que tendrás que realizar entrevistas y rellenar documentos, además de manejar la jerga educativa en inglés.
  3. Saber venderse: este es uno de los puntos donde más suelen fallar los españoles. El curriculum y la carta de presentación deben estar perfectamente elaboradas en inglés. Cualquier fallo en alguno de estos dos puede acabar sacándote rápidamente del proceso de selección. Además, es importante ir vestido de manera muy formal a la entrevista, ya que los británicos son muy estrictos con la imagen en una entrevista.
  4. Convalidación de títulos: los filólogos pueden convalidar su título en el ministerio de Educación británico para poder dar clase.
  5. Convencer de tu valía en 5 minutos: los empleadores británicos suelen tomarse 5 minutos para decidir si la persona que tienen delante es el candidato adecuado para el puesto. Por eso, es importante saber transmitir seguridad, confianza en uno mismo y profesionalidad. Es lo que se conoce como «elevator pitch» (conversación de ascensor). Imagina que te montas en un ascensor con un potencial empleador y tienes 5 minutos para contarle quién eres, hablarle de tu experiencia profesional y que lo que cuentes resulte interesante. Con lo cual es fundamental, destacar lo más importante y evitar perderse en detalles que no tienen ninguna importancia.

Share

Comentarios y pings estn actualmente cerrados.

Comentarios cerrados.